Buscar

Y(o)oigo

28/2/09

Hoy me ha pasado algo realmente curioso.
He ido a comprar comida, al centro comercial que tengo cerca de casa, me he pasado por una tienda de telefonía que hay al lado y una chica realmente bajita me ha atendido, y lo cierto es que de pronto todo ha sido muy cómico.
La primera imagen de la chica es impresionante, morena, pelo largo, ojos negros y una chaqueta de chándal color "violeta violao" (de lo chillón que era). Era una chica menuda, pero cuando ha abierto la boca ha dejado ver, que de menuda sólo tiene la apariencia.

D: Hola! Que puedo hacer por ti?
K: Quiero recargar un móvil yoigo (decir que la tienda era yoigo)
D: Y si quieres algo que no sea Yoigo, también eh.
K: ...
D: Operador... quiero decir, no es que te pueda recargar todo lo que... mejor lo dejo.
K: jaja... si... mejor...
D: Bueno, cuanto te cargo? 10?20?
K: ... No sé,
D: Pues si no lo sabes tu...
K: Es que gasto poco, últimamente no lo uso mucho.
D: Bueno, pero tienes alguien que sea Yoigo para hablar, no? Porque yo soy Yoigo y al final le tuve que regalar un móvil a una amiga para poder aprovechar eso de la "hora gratis"
K: Em... si, algo así.
D: Iba a decir, porque... sino... después de recárgate tengo tu número.
K: Significa que debo tener miedo?
D: Miedo dice... de mí? De momento, no. Ale, ya está cargado. (decir que ya le dije el importe y el teléfono, cotillas que to lo queréis saber)

K: Vale, pues como puedes recargar cualquier operador... me cargas un Vodafone?
D: Por supuesto. Tienes dos números eh...
K: Em... si.
D: Te estás asustando? Jajajaaj Eres el doble de alta que yo y te estás asustando?
K: Em... no...
D: Jajajaja bueno, te cobro?


El tema es que cuando me daba el resguardo de la recarga, se le cayó, cuando me daba el cambio, me lo dio mal y se le cayó, y que me asusta que tenga mi teléfono. Cuando salí de la tienda, me fui a comprar comida, y cuando volví a pasar por delante de la tienda oigo un... "hasta luego!", me giré y le dije "dew"...

Esto sólo me pasa aquí... desde luego...

Sólo por curiosidad... a quien trabajé en una tienda de telefonía... Ella no puede simplemente coger mi número, no?





-- Me obligo a no echarte de menos a diario. Sino... los días serían realmente largos. (Por eso... no es lo mismo). --



0 comentarios: